martes, 20 de abril de 2010

Primera exposiciòn de Centillia



weno , pues este es el texto que escribi para la primera exposiciòn de Centillia, el taller para personas con discapacidad intelectual en el que tengo el honor de colaborar como maestro de Artes plàsticas, esta expo estubo durante Agosto del 2009 en el cafe "Escarabajo Blanco", la semana que viene se inaugura la nueva, ya tendràn noticias de ello.

Centillia en el "Escarabajo Blanco"

La presente exposición es el fruto de una ardua labor que comenzó hace tres años con la fundación del taller Centilia, un espacio para personas con capacidades diferentes que tomo la iniciativa de resolver la problemática laboral de estos seres únicos cuyos esfuerzos muchas veces pasan desapercibidos, ha sido un trabajo arduo y en muchos momentos desesperanzador cuyas recompensas si bien valiosas son difíciles de apreciar.
El verdadero reto en una empresa de esta naturaleza no radica en las diferencias de aptitudes y capacidades de las personas que integran el taller, sino en el ojo que los observa y en el modo en que son percibidos por este, el verdadero reto es enseñarle a una sociedad obsesionada con las diferencias a ver mas allá de ellas y permitirle la oportunidad de apreciar su belleza.
Si bien la convivencia con personas especiales puede parecer intimidante al principio, ya que a lo largo de nuestra vida tenemos el conocimiento de que existen personas con capacidades diferentes el contacto que el grueso de la población tiene con ellos es limitado y esta manchado por la ignorancia y los prejuicios, los puentes existentes son aislados y de difícil acceso lo cual repercute en un sentimiento de alienación y desconfianza, sin embargo mas allá de estas barreras nos encontramos frente a frente con seres maravillosos con una visión del mundo muy particular y poderosa, una vez que ellos nos dan la bienvenida con sus sonrisas, su afecto y su pasión es difícil encontrar alguna diferencia entre ellos y nosotros, comenzamos a reconocerlos y reconocernos en ellos, comenzamos a dejarnos llevar y envolver por su universo que si bien es diferente al nuestro guarda similitudes tan importantes y profundas que nos llevan a cuestionarnos la verdadera naturaleza de sus diferencias.
Es a través de sus trazos que podemos echar un vistazo a su mundo interior, dentro de sus formas abstractas y sus colores caprichosos podemos intuir una sensibilidad aguda que nos guía a por un mundo de ideas y emociones vibrantes, vemos nuestro mundo reinterpretado y replanteado en sus elementos mas básicos, habitado por personajes cotidianos dotados de un aura fantástica y sorprendente, vemos el cuerpo humano percibido de maneras nuevas como una alegoría de la humanidad, voluble en formas y quizás retorcida en algunos aspectos pero palpable y llena de vida.
En sus trazos encontramos voces nuevas y frescas que claman por nuestra atención, instantes conmovedores de ternura y soledad muda, la vida interior que trasciende las palabras y que florece en lo más sencillo, el arte como vehículo para acortar distancias o un martillo para derribar barreras.
Estas obras son el primer acercamiento a la labor artística de estas personas un primer vistazo a un mundo inexplorado, cada cuadro es un regalo que ellos nos entregan, un regalo de buena voluntad, una invitación amable a conocerlos, a escucharlos, una entrada a este mundo en el que nosotros somos los invitados y ellos los guías…

No hay comentarios:

Publicar un comentario